OPINIÓN: ORANGE IS THE NEW BLACK (TEMPORADA 1)

domingo, agosto 09, 2015


Comencé a ver Orange Is The New Black por pura casualidad; había terminado de ver todas las series que tenía agendadas en mi lista de pendientes, por lo que la mayor parte del día me la pasaba vagueando por Netflix, haciéndome una y otra vez la misma pregunta: y ahora, ¿qué? 

Por suerte, Orange is the New Black llegó para cautivarme, y a penas leí la pequeña descripción que traía, sentí esta especie de conexión que te hace pensar algo como: .enserio. necesito. ver. esta. serie.  Y déjenme decirles que, luego de haberle dadoplay al piloto de la serie, no pude despegar la vista de la pantalla ni un solo segundo.


ORANGE IS THE NEW BLACK

Sinopsis: Piper Chapman, una mujer de Connecticut con una vida estable y un alto cargo ejecutivo, es detenida a raíz de un delito de drogas que cometió hace una década: en aquellos días llevó un maletín con droga para Alex Vause, una traficante y antigua amante de Piper. Tras el juicio, es enviada a prisión de mujeres en Litchfield, Nueva York. 

Basada en las vivencias reales de Kerman, cuya experiencia entre rejas le sirvió para escribir el best-seller autobiográfico Orange Is The New Black: My Year In A Women's Prison. A medio camino entre el drama y la comedia, es una aclamada serie que aborda temas relacionados con la cárcel, como el sistema penitenciario norteamericano, el lesbianismo, la represión sexual y el abuso de poder o la corrupción policial 

                                    Temporada 1 | 13 Capítulos |Drama, comedia                                                                                

Antes de comenzar la reseña, deberían saber que, de hecho, la serie está basada en una historia real: Piper Kerman, una estadounidense, pasó un año completo de su vida en prisión, por un delito relacionado con las drogas. Cuando salió, a esta mujer se le ocurrió la brillante idea de escribir un libro sobre su experiencia en prisión, al cual titulo, Orange is the New Black: My year in a Women's Prision. 


No olviden tampoco que, si deciden ver esta serie, deberán tener unas cuantas cosas presentes y mentalizarse un poco para lo que los espera. Primero que nada, olvídense de todos los estereotipos que una historia común y corriente les pueda ofrecer. También, mentalícense un poco para ver escenas muy subidas de tono, porque Orange is the New Black no conoce ni el pudor ni la censura. Por último, la serie está conformada por un elenco coral integrado únicamente por mujeres. Y si bien hay personajes masculinos que desempeñan un rol un poco importante en la serie, acostúmbrense a la ausencia de testosterona en Orange is the New Black.

Y ahora sí. Sin más preámbulos, comencemos la reseña.

"Llevo aquí menos de dos semanas. Me han matado de hambre, se han metido conmigo, me han acosado, amenzado y llamado Taylor Swift"

Piper
Como sabrán, allá arriba dije que esta historia estaba conformado por un elenco completamente coral, y si bien lo es, la serie se enfoca un poco más en la vida de una persona: Piper Chapman. Piper es una mujer con la que sinceramente no congenié mucho. No les diré que la odio, pero simplemente pienso que es un personaje bastante plano (al menos, en la primera temporada de la serie se nos muestra de esta manera). Piper me dio la ligera sospecha de ser ese modelo de mujer americana perfecta. Es una rubia delicada y bonita, con un muy buen puesto de trabajo, una familia relativamente con dinero y un prometido aparentemente perfecto... Sin embargo, esto no es lo que me disgusta. El verdadero problema que tuve con este personaje fue cuando ingresó a la prisión. 

Y sí. Hasta una mujer perfecta puede entrar a un lugar como este.

¿Y por qué la metieron allí dentro? De hecho, es bastante simple: resulta que, Piper vivió unos años de veinteañera bastante agitados (demasiado, diría yo). Y en una de sus tantas aventuras, Piper conoce a una chica que más tarde se convertiría en su novia: Alex Vause. Piper y Alex se enfrascan en viajes por el mundo, van de fiesta todos los días y salen, como si se tratara de ir a un centro comercial, a los lugares más exóticos que puedan imaginar. ¿Y cómo Alex lograba pagarle todos los caprichos a su novia? Esta es la mejor parte: resulta que Vause hacía parte de un cartel internacional de droga, y ella era una de sus más preciadas contrabandistas.

wait! ¿y Piper accedió a salir con una chica-loca-contrabandista? 

Por más estúpido y loco que suene, sí. Pero no todo es malo: a nuestra rubia no le gustaba participar en el negocio de Alex, por lo que ella prefería mantenerse al margen. Pero, un día, Alex tuvo un inconveniente que le impidió hacer el trabajo sucio y, siendo ese cargamento súper importante, no tuvo más remedio que recurrir a Piper en busca de ayuda.Piper, quién se negó en un principio, no tuvo más remedio que aceptar.
Alex
Meses después, Alex y Piper terminan por motivos un poco confusos. Y así, ambas parecen tomar caminos diferentes: Alex decide seguir siendo una empresaria,mientras que Piper se compromete con un chico llamado Larry Bloom y abre su propio negocio.

10 años después de toda esa juventud alocada, Piper parece estar de lo más feliz con su vida, pero todo se derrumba de un momento a otro. Un día como cualquier otro, la banda en la que trabaja Alex es desmantelada, y Piper es acusada como cómplice. Sin atreverse a abrir un juicio por miedo a que la corte la condene a estar muchos años en prisión, Piper acepta, resignada, la propuesta de su abogado: pasar 12 meses en una correccional, Litchfield, para luego poder obtener nuevamente su libertad. 
"En el mismo instante que te perciben como alguien débil, lo eres"


Piper, por las buenas o por las malas, deberá aprender que en la prisión no es más que una chica de papá como solía serlo, sino que es una reclusa, como todas las demás, y que por haber leído miles de libros y visto cientos de programas acerca de las prisiones, no está justamente justa lista para entrar a una. También se dará cuenta de que ser popular y creerse la reina de la correccional no es precisamente bueno. Y, como si no fuera suficiente, Piper se verá envueltas en triángulos amorosos, peleas que al parecer no tienen sentido, dramas lésbicos y situaciones tan incómodas como extrañas. 


Una cosa que me encanta de esta serie es que no solo vivimos el presente, sino que te a través de los ojos de Piper, nos enseñan flashbacks, de la vida de la rubia: como fue su 
relación con Alex, todos los problemas que pasaron, información crucial para entender lo que sucede ahora en su vida y alguna que otra cosa relacionada con su prometido, Larry. 

Y los flashbacks no son solo para Piper: cada vez que una interna va tomando cierta importancia en la historia que se desarrolla a lo largo de la serie, se nos muestra su pasado: cómo llegó allí, que tipo de vida llevaba y, en pocas palabras, quién solía ser, y como la penitenciaría afectó su vida.


Otro aspecto aplaudible es sin duda el humor de la serie. Y aunque suene de lo más
Larry
extraño la combinación de homosexualidad, con reclusas, triángulos amorosos y, además de todo lo anterior, humor, creánme que funciona. Demasiado bien. 
Y Piper no es la única con un lugar importante en la historia: también se nos enseña como Larry, su prometido, lleva la vida con su novia tras las rejas. Desde problemas financieros hasta la ruina de la vida social de Piper en el mundo exterior, a través de Larry podemos dar una miradita a lo que sucede más allá de las rejas. 

Pero toda serie tiene sus puntos negativos, y Orange is the New Black no es la excepción. 
Y una de las cosas que menos me gustó fue esta cosa de los estereotipos. Sobre todo hacia la comunidad latina. Y no estoy diciendo que la serie sera racista ni mucho menos, solo digo que, como siempre en Hollywood, toman a los suramericanos como los típicos narcotraficantes con muchos hijos. Y créanme, eso, no me gustó.

ALGUNAS MENCIONES ESPECIALES

Ya les hablé de Alex, Larry y Piper. ¡Pero Orange is the New Black esconde una infinidad de personajes ex-ce-len-tes! Así que, como buena fan de la serie que soy, aquí les dejaré una pequeña lista de algunos de los personajes más entrañables de la serie, según mi opinión.

Los personajes + emblemáticos de la serie
1. Red: de nacionalidad rusa, "Red", como la han apodado en la prisión por su extravagante cabello rojo, es la encargada de la comida y cafetería de la prisión, uno de los trabajos más importantes dentro de la penitenciaría, por lo que no es de extrañar que Red, cuyo verdadero nombre es Galina, sea tan respetada entre las reclusas. De carácter fuerte y un acento que me encanta, Red se preocupa por cuidar a su grupo de protegidas. Y sin duda debo decir que la actriz que escogieron para el papel, le calló como anillo al dedo al personaje de Red. 

2. Nicky: Nicky es una ex-drogadicta, que llegó a prisión por consumir esta sustancia. Nicky es una de las protegidas más queridas de Red, quién ha logrado mantenerla fuera de las drogas en su estadía en Litchfield. Nicky es una chica que de verdad me cae extremadamente bien; siempre sarcástica, con esa cabellera despeinada y con esa actitud tan positiva pero realista al mismo tiempo. Este personaje nunca decae en ningún capítulo de la temporada, por lo que siempre te saca una sonrisa con alguno de sus chistes lésbicos. 

3. Crazy Eyes: uno de los personajes, sin duda, más memorablesCrazy Eyes, u Ojos Locos, es una reclusa que, a simple vista, está completamente loca. Pero en realidad, Suzanne (que es su verdadero nombre) tiene una personalidad de lo más adorable, aunque sí debo aceptar que a veces se comporta de manera extraña. Sin embargo, no se dejen engañar de esta chica, porque detrás de esas muecas raras se esconde un gran corazón.
4. Pennsatucky: Esta sí que está loca. Y no, no me refiero a la locura adorable de Ojos Locos; esta chica, Pennsatucky, estará dispuesta a todo con tan de seguir conservando su extraño régimen en la penitenciaría: resulta que Tiffany, como de verdad se llama, tiene una obsesión con Dios. Ella piensa que es la favorita de Jesucrito, y que ha sido enviada a la Tierra para acabar con personas como Piper, a quien de verdad odia. Tiffany tiene algo así como un culto-súper-malvado-de-seguidores-cristianos-corrompidos, que siguen sus ordenes sin preguntar dos veces, y que la ayudan a cumplir todos sus planes malvados, hechos por pura voluntad divina. 

En fin. Orange is the New Black parece ser una serie que no tiene ni pies ni cabeza, pero cuando entres en su mundo y tomes confianza con las reclusas, te sumergirás en una historia de la que nunca vas a querer salir. 



No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Hola! Recuerda que tus comentarios son valiosos c:
Si dejas un comentario, no te preocupes, te lo devolveré con todo el cariño. ¡Pero no vayas a hacer spam, eh! ¿No quieres que el Sr. Google nos regañe a ambos, cierto?